Denuncia de extracción recursos forestales sin autorización/ Presunción de Inocencia / Valor probatorio de Actas de Constatación

Denuncia de extracción recursos forestales sin autorización/ Presunción de Inocencia / Valor probatorio de Actas de Constatación

Por:

Favio Montenegro
Asociado del Área Administrativa y Regulatoria

Contacto: fmontenegro@moar.pe

La Dirección de Control de la Gestión de Patrimonio Forestal y de Fauna Silvestre (en adelante, la “Dirección de Patrimonio Forestal”) del SERFOR, mediante Resolución Directoral N° 000027-2021-MIDAGRI-SERFOR-DGGSPFFS-DCGPFFS, resolvió anular una multa contra un Administrado al que se le atribuyó la infracción de “haber talado árboles y ramas de algarrobo”, sobre la base de una denuncia policial hecha por los señores Pinzón Velásquez (en adelante, los “Denunciantes”).

En esta decisión se puede resaltar lo siguiente:

a) La Dirección de Patrimonio Forestal (segunda y última instancia del procedimiento sancionador) consideró que ninguna de las Actas de Constatación (entre ellas, Actas Policiales y otras elaboradas posteriormente por la Autoridad Instructora del SERFOR) fueron suficientes para acreditar la responsabilidad del administrado, pues en todas ellas solo se recoge y constata el material forestal talado y las declaraciones de los Denunciantes que le atribuyen al Administrado la supuesta responsabilidad, pero no existe una verificación o prueba que confirme que, en efecto, el Administrado fue quien realizó dicha tala.

b) De hecho, el Administrado alegó en su apelación que las Actas de Constatación solo recogen “dichos” de los Denunciantes, pero no prueban que efectivamente él haya talado los arboles y ramas de algarrobo encontrados, más aún cuando, como consta en los documentos del expediente y en las propias Actas, este recurso forestal no se encontraba dentro de su propiedad y, además, estaba en posesión de los Denunciantes durante las diligencias.

c) En línea con lo anterior, la Dirección de Patrimonio Forestal enfatiza que es deber de la autoridad sancionadora respetar el Principio de Presunción de Inocencia (o Presunción de Licitud) del Administrado y, por tanto, solo es posible levantar dicha presunción cuando se acredite adecuadamente la responsabilidad del administrado mediante otros medios probatorios, lo que no ha ocurrido en el presente caso.

d) Así, la Dirección de Patrimonio Forestal sostiene que “se debe tener presente que, los documentos que se elaboren en una intervención tiene por objeto medular los hechos constatados y forma en que estos han sido percibidos por el funcionario, siendo su exactitud y detalle imprescindibles, es por ello que, las meras declaraciones sobre circunstancias fácticas no han de ser suficientes” (fundamento 32); “(…) en atención a los documentos antes indicados y al tipo imputado y sancionado, la Autoridad Decisora acreditó que el [Administrado] es responsable de la afectación al patrimonio forestal, considerando lo manifestado por los [Denunciantes]; sin embargo, esta manifestación no genera la suficiente convicción de que incurra en responsabilidad administrativa el [Administrado], porque de la revisión efectuada al expediente administrativo, no se advierten otros medios probatorios, recabados por la Administración, que permitan corroborar dicha manifestación” (fundamento 36).

Finalmente, es importante mencionar que la infracción atribuida al Administrado, según el nuevo Reglamento de Infracciones y Sanciones en Materia Forestal y de Fauna Silvestre, aprobado por Decreto Supremo N° 007-2021-MIDAGRI, puede ser sancionada con una multa de hasta 5000 UIT, aunque sujeta a graduación conforme lo establece la Resolución de Dirección Ejecutiva N° 004-2018-SERFOR-DE, que aprueba los “Lineamientos para la aplicación de los criterios de gradualidad para la imposición de la sanción pecuniaria”.

Asociaciones Público-Privadas, Concesiones y Regulación de Servicios Públicos