¿Qué hacer ante el inicio de procedimientos de ejecución coactiva, realizado por una Municipalidad, cuyo origen es materia de controversia?

¿Qué hacer ante el inicio de procedimientos de ejecución coactiva, realizado por una Municipalidad, cuyo origen es materia de controversia?

Por: César Espinoza
Responsable del Área Tributaria

Contacto: cespinoza@moar.pe

A la fecha existen algunos casos en los cuales algunos municipios vienen iniciando acciones de ejecución coactiva contra contribuyentes que mantienen controversias respecto de los tributos que se pretenden cobrar coactivamente.  Ante esta situación, consideramos oportuno compartir algunos comentarios respecto a las opciones o argumentos que se podrían invocar a efectos de discutir el proceder de una Administración Tributaria Municipal (ATM).

En primer término, debemos recordar que los actos a través de los cuales una ATM puede imputar el pago de tributos o conceptos vinculados son: (i) la Resolución de Determinación, (ii) la Resolución de Multa y, (iii) la Orden de Pago.

Ante la notificación de alguno de los conceptos antes mencionados, en caso el contribuyente no se encontrara conforme con alguno de sus extremos, podrá interponer un recurso de reclamación en primera instancia y, en el supuesto que no viera satisfecha su pretensión, podrá presentar un recurso de apelación ante el Tribunal Fiscal (como última instancia a nivel administrativo).

Ahora bien, ¿qué sucede si el municipio pretende cobrar las presuntas deudas tributarias vinculadas a alguno de los conceptos arriba mencionados mientras dicha causa aún no ha sido resuelta en el procedimiento contencioso tributario?

Pues bien, en caso se encontrasen ante este supuesto, es importante precisar que el inciso a) del artículo 115º del Código Tributario, ha definido como deuda exigible a “la establecida mediante Resolución de Determinación o de Multa o la contenida en la Resolución de pérdida del fraccionamiento notificadas por la Administración y no reclamadas en el plazo de ley.”

Como se puede apreciar, si un contribuyente hubiera procedido a presentar un recurso de reclamación o apelación dentro del plazo establecido en el Código Tributario, la obligación que pretendería cobrar la ATM no tendrá la condición exigible y por tanto no debería ser materia de un procedimiento de ejecución coactiva.

En el mismo sentido, el artículo 31° de la Ley del Procedimiento de Ejecución Coactiva establece que el procedimiento de ejecución coactiva -para aquellas obligaciones tributarias de los gobiernos locales- deberá suspenderse cuando “se haya presentado, dentro de los plazos de ley, recurso impugnatorio de reclamación; de apelación ante la Municipalidad Provincial de ser el caso; apelación ante el Tribunal Fiscal o demanda contencioso administrativa que se encontrara en trámite.”

En consecuencia, en el supuesto que algunos contribuyentes se encontraran inmersos en procedimientos de similares características, podrían sustentar su posición y solicitar la suspensión de un procedimiento de ejecución coactiva a partir de lo comentado líneas arriba.

Asociaciones Público-Privadas, Concesiones y Regulación de Servicios Públicos